Al terminar con tus labores diarias el primer deseo que viene a tu cabeza es descansar y disfrutar de tu película o serie favorita acostada  en tu sillón o en la cama. Para que esto sea más placentero, armoniza tu espacio con un aroma delicioso, y qué mejor que encender una relajante vela aromática, la cual te hará disfrutar una maravillosa experiencia en casa.  

Las velas aromáticas las puedes utilizar también en momentos especiales con tu pareja, hijos o en reuniones para hacer sentir más cómodas a tus visitas, quienes agradecerán este pequeño detalle. Además, no afectará tu bolsillo y le dará un toque especial a la decoración de tu casa. ¿Te gustaría aprender a hacer la tuya?

Antes de enseñarte a fabricar tus propias velas aromáticas, te contaremos los beneficios que te brindará su uso, no solo le darás una iluminación cálida a tu lugar especial, sino que disfrutarás de un aroma que te ayudará a relajarte. 

Estos son algunos beneficios que te da el prender velas en casa:

  • Relaja la mente. Observar el fuego e identificar formas y colores de la llama ayuda a relajar la mente para que bajen tus niveles de estrés.
  • Ayuda a la concentración. Si eres muy disperso y te cuesta trabajo centrarte en una tarea, puedes relajarte prendiendo algunas velas. Su luz cálida ayudará a que te puedas concentrar y terminar lo que estás haciendo.
  • Desintoxicar el ambiente. Las velas desintoxican el ambiente dando a tu entorno armonía y calidez, además llenarán tus espacios de un olor delicioso y muy agradable. 
  • Te da una sensación de bienestar. Cuando percibimos un aroma, nuestro cerebro libera hormonas y neuroquímicos que transmiten sensaciones de paz, amor y bienestar.

 

¿Cómo hacer velas aromáticas en casa?